¡Hola amante de las historias! La adopción es un tema muy estigmatizado en nuestra sociedad. Lo que provoca que aquellos niños adoptados, sufran cierta discriminación.

Pero el amor no es hereditario y no lo define si comparten sangre o no, por eso el hermano de este niño le dio una gran lección a todos en su escuela.

¿Quieres saber qué sucedió? Entonces quédate hasta el final y no te pierdas ni un solo detalle de esta historia.

A Su Hermano Lo Molestan Por Ser Adoptado, Su Respuesta Fue Impactante…


Cuando Neil fue adoptado, Jimmy tan solo tenía cinco años. pero él todavía recuerda el día en que el juez le pidió que se acercara a él y le dijo:

«Hoy no solo tu papá y mamá aceptan una responsabilidad, tu también lo haces. Debes compartir la tarea de cuidar de tu hermano menor, pues este bebé te admirará y confiará en ti»

Y aunque aun era muy pequeño, Jimmy se tomó eso muy en serio.

Neil creció y decía que tenía un familia increíble, que los amaba y se sentía totalmente agradecido de que lo hubieran adoptado.

Neil era muy extrovertido, le gustaba mucho llamar la atención, contar su historia y compartir con su entorno, incluido su hermano.

Sin embargo, un día encontró a alguien que no compartía su idea sobre la adopción.

Neil tenía ocho y Andy tomaba el mismo autobús al colegio que Neil. Andy no tenía amigos, pues era muy cruel con los niños menores que él en el trasporte escolar.

Un día, de la nada, gritó: «Oye Neil, ¿sabes lo qué realmente significa ser adoptado?» provocando que Neil se sintiera muy nervioso.

Andy estaba molesto por alguna razón, pero Neil sabía que lo mejor era no contestar. Andy gruñó y dijo «Significa que tu madre de verdad te tiró a la basura».

El corazón de Neil se rompió.

Llegó llorando a su casa, donde estaban su mamá y hermano mayor esperándolo. Ellos se preocuparon al verlo de esa manera y él les contó que había pasado.

La mamá no sabía que decir, por lo que intentó abrazarlo, pero Neil evitó su abrazo. Ella preocupada decide llamar a su esposo, pero Jimmy se adelanta y habla con su hermano.

«Neil…» dijo con cautela. «Mírame. Debes pensar en lo que sí es cierto, ser adoptado significa que hay personas en ese mundo que los aman y mucho, como nosotros a ti.»

Neil abrazó a su hermano mayor con fuerza.

La única verdad que no duele es aquella que viene del corazón y Neil lo entendió. Entendió que no había nada malo con ser adoptado, pero algunas personas no lo entendían.

AA.

Gracias por visitarnos 🙂

Te invito a SUSCRIBIRTE En nuestro canal de YouTube HAZ CLIC AQUÍ Recuerda que cada día compartimos nuevas cosas, no te pierdas nada.

Y si nunca comentas, solo regálanos un Hola 🙂 y sabremos que nos lees. Además si te gustó lo que viste COMPÁRTELO…