¡Hola amante de las historias! Te aseguro que cuando escuches la palabras de esta mujer sobre el niño que asesinaría, te dejará frío.

Una mujer asesinó a un pequeño y se dirigía a descuartizarlo para esconderlo. Pero en su auto había micrófonos que grabaron sus palabras de odio y maldad.

Después de que hayas terminado de ver esta información, sabrás cuánto odio puede llegar a tener una persona en su corazón hasta por un inocente niño.

¿Quieres saber de qué se trata? Mira hasta el final… y no olvides contarnos tu opinión en los comentarios. 

Grabación perversa de Ana Julia.

Los agentes de la UCO se quedaron petrificados cuando la escucharon hablando sola en su turismo con el cuerpo de Gabriel en el maletero recién desenterrado, reconociendo lo que había hecho y planeado con tanto cuidado.

Ahora debía trastocar los planes y llevarlo a un invernadero chillaba. Ana Julia maldecía con ira.

losreplicantes

La Guardia Civil lo grabó todo, en vídeo y en audio, con micrófonos hasta en el turismo de Ana Julia (había ocultó su móvil y no lo empleaba). En el auto el juez explica: «Vertiendo expresiones humillantes que revelan una falta de sentimientos y humanidad»

Tan graves fueron los insultos que el juez deseó que se escuchasen y Ana Julia, en la sala del juzgado, asistió a la diligencia perpleja.

El juez explica que calificó sus palabras de pura atrocidad. Conforme fuentes de la investigación en esos monólogos de Ana Julia en su vehículo se incriminó. Sus palabras meridianamente confirmaban la premeditación del crimen.

El juez lo contó de esta manera: «Le asfixió con sus propias manos hasta provocar su muerte para luego trasladarlo hasta el jardín donde previamente había cavado un hoyo con una pala.”

Un enterramiento preparado. Todo planeado. Aún quedarse a pintar la casa para fabricarse coartada, a fin de que la pintura estuviese fresca.

Se había llevado al pequeño en el único instante que la abuela no podía supervisarlo, cuando en el camino unas plantas impiden la visión desde la cancela:

«A través de engaño o bien promesa lo trasladó a un sitio apartado y apartado para poder hacer su macabro plan delincuente».

Un macabro plan que no acabó ahí. Siguió con su impostura de la camiseta y los doce días que la vimos engañar y también ignorar el sufrimiento de los papas.

Fuente: telecinco

Es increíble como hay seres humanos que pueden tener tanto odio y maldad dentro de sus corazones. ¡Para nosotros es impensable tan siquiera tocar a un niño!