Bienvenido a una nueva historia, está seguramente te dejara un poco conmovido por la pérdida de esta madre demostrada en un dibujo. Un ilustrador llamado José Garay reunió a una madre y a un hijo separados por la guerra.

Después de que hayas terminado de ver la imagen y la historia, entenderás todas las desgracias y dolores que las guerras traen a este mundo, sin embargo éstas siguen sucediendo. ¿Quieres saber de qué se trata? Mira hasta el final… y no olvides contarnos tu opinión en los comentarios. 

Su hijo estaba ahí.

Él estaba ahí. Lápiz sobre papel.

Posted by José Garay on Wednesday, March 28, 2018

A lo largo de treinta y cinco años, Emilio fue apenas un “soldado sólo conocido por Dios”. Su madre había partido este fin de semana desde Villa Angela, en Chaco, con destino a las Islas Malvinas al lado del resto de los familiares.

Esta vez, y después de la identificación de noventa combatientes por su ADN, tendría la ocasión de sentarse enfrente de el sepulcro de su hijo.

Emilia, su madre, pudo por último despedirse de su hijo. Se sentó en frente de el sepulcro en silencio y se le vio conmovida.

La imagen llamó la atención de José Garay, un dibujante de Villa Elisa, Entre Ríos. Una foto retrató el instante en que la madre se sentó en frente de el sepulcro de su hijo, al que vio por última vez cuando tenía veintiuno años.

Quiero traerle una flor y prenderle una vela y si está tan lejos no voy a poder” había dicho la mujer en ese instante.

Asimismo afirmó que por las noches se preguntaba dónde estaba su hijo, una y otra vez. Los treinta y cinco años de inseguridad quedaron por último atrás.

El primer día de la semana de la semana pasada, cerca de las ocho de la mañana, los familiares de los noventa caídos en la guerra que habían sido identificados en dos mil diecisiete entraban a un remodelado camposanto de Darwin para honrar a sus seres queridos.

La emotiva fotografía inspiró a José Garay para dibujar la escena con un agregado: la imagen del soldado caído, y mirando a los ojos de su madre.

“El estaba ahí” fue el nombre que escogió José para su dibujo, que se volvió viral y también hizo conmover a todo el país.

Fuente: clarín

El amor de una madre no puede compararse por nada, ahora esta mujer podrá estar en paz luego de que pudiesen encontrar a su hijo.