¿Te imaginas estar caminando por tu jardín y ver un agujero extraño de la nada? ¿Qué harías? Descubre lo que hizo el protagonista de esta historia.

Resulta que este sujeto notó que en su jardín había un extraño agujero. Le llamó tanto la atención que le tomó una fotografía y la publicó en Internet.

Cuando las personas vieron la imagen le sugirieron que metiera su dedo para ver qué había allí adentro.

Seguramente este chico pensó: “¿Por qué no?”.

Las arañas embudo se encuentran principalmente en las regiones montañosas y costeras de Australia del  este y meridional.

Así que la próxima vez que veas un hoyo en tu jardín no metas ninguno de tus dedos. Recuerda que puede ser el hogar de un peligroso animal.

Si te gustó la historia, no te olvides de comentar y compartir.