¡Hola amante de las historias! Mike Diesel es el fundador de Detroit Youth & Dog Rescue y el responsable de compartir una historia que te tocará el alma.

Mike recuerda que sus vecinos tenían una mascota llamada Boo, un terrier pitbull bastante amigable. ¡Quédate hasta el final para que conozcas el desenlace de la historia y No olvides Compartirla con tus amigos!


[showhide more_text=»Clic Aquí Para Seguir Leyendo» less_text=»Mostrar Menos…»]

Este Perro No Perdía Las Esperanzas

Mike en alguna ocasión había jugado o acariciado a Boo. También mantenía una relación cordial con sus vecinos.

Recuerda que un día vio que sus vecinos empezaron a empacar. En este proceso duraron alrededor de una semana. Él les preguntó por qué se irían del vecindario.

Y ellos le comentaron que habían conseguido una mejor oportunidad laboral en otra ciudad. Señalaron que debían dejar a Boo, aunque Mike tomó ese comentario como una broma.

Para él, era inconcebible que esta familia dejara a su perro, quien los había acompañado por más de cinco años.

Así que Mike les dijo que se aseguraran de que Boo tuviera todas las vacunas al día para que su vuelo se desarrollara sin inconvenientes. Mike pasó por alto la expresión de extrañeza de estas personas, quienes volvieron a repetir que Boo se quedaba.

Algunos días después, Mike vio cómo la familia se iba… ¡Y dejaron a Boo esperando en un colchón!

Él no podía creer lo que estaba viendo ¿Cómo esta familia desalmada había dejado a su mascota?

Lo peor de todo es que Boo ya no parecía confiar en los humanos. Mike en varias oportunidades le dejó comida que no quiso comer.

E incluso vio que el perro soportaba frío y calor en la intemperie. Cada vez que un carro se acercaba Boo se mostraba ansioso esperando que fuesen sus dueños. Pero eso nunca pasó.

Por buena suerte Mike se armó de paciencia para ganarse el cariño de Boo quien se negaba a abandonar el colchón.

Cuando por fin Boo cedió, Mike le puso una correa y lo llevo hasta un centro de rescate, donde dijeron que había contraído dirofilariasis en su estadía en el exterior de la casa abandonada.

Desde ese momento Boo y Mike se convirtieron en grandes amigos. Ahora este perro está sano y tiene un nuevo hogar lleno de amor.

Los perros son animales tan leales que resultan extraordinarios. Por favor, nunca los abandones. ¡Eres su familia, ellos te esperan!

Descarga Gratis El Reporte: 3 Claves Para Comenzar A Ganar Dinero Desde Tu Casa Haciendo Manualidades (HAZ CLIC AQUÍ)

Gracias por visitarnos 🙂

Te invito a SUSCRIBIRTE En nuestro canal de YouTube HAZ CLIC AQUÍ Recuerda que cada día compartimos nuevas cosas, no te pierdas nada.

Y si nunca comentas, solo regálanos un Hola 🙂 y sabremos que nos lees. Además si te gustó lo que viste COMPÁRTELO…

YM
[/showhide]