¡Hola amante de las historias! Muchos solemos pensar que ser famoso es un sueño, ¿y como no? Ellos lo tienen todo, éxito, reconocimiento por su talento y sobre todo, mucho dinero.

Pero lo que nosotros vemos no es la única cara de la fama. Muchas veces es tanta presión que, aquellos famosos que solían ser dulces, se transforman en personas irreconocibles. ¿Quieres saber de qué hablo? Quédate hasta el final y entérate de todo.

Cosas Que Pasan Detrás De Cámara Y Pocas Personas Saben


Todos sabemos que muchos famosos pueden llegar a ser caprichosos, maleducados, malhumorados y demás. Es como sin pensaran que por tener el status que poseen, pueden hacer y deshacer a su gusto.

Hay miles de historias de fans que han sentido la decepción de conocer a su cantante, actriz o modelo a seguir favorito y se han llevado la decepción de su vida.

Y no solo eso, también hay muchísimos famosos que tratan mal a sus empleados, desde tener asistentes que no tienen horario de trabajo, personas para limpiarles el sudor o incluso asistentes que deben enviar mensajes sexuales por ellos.

No todo lo que brilla es oro.

Por más que la vida de los famosos sea tan lujosa que nos hace desear tenerla, esta no es tan buena como parece. Estás todo el tiempo bajo el enfoque público, todos critican cada paso que das y esperan que seas perfecto.

Esto es demasiado para cualquier persona, imagina para aquellos que crecen en este mundo. Es muy sencillo que, cuando estés creciendo en un mundo así, te pierdas a ti mismo y te conviertas en algo totalmente distinto a lo que eras antes.

Anécdotas que dan tristeza.

La asistente de la famosa Kylie Jenner, ha declarado que la joven empresaria tiene gustos muy estrictos y, además, requiere que ella esté disponible todo el tiempo.

El cantante Justin Bieber, debido a tanta presión y falta de privacidad en más de una ocasión a rechazado a sus fans cuando estas se acercan por una foto, olvidando que gracias ella está donde está.

El cantante Bruno Mars tiene una asistente cuyo trabajo consiste en limpiar su sudor cuando este hace presentaciones, ¡eso es ser caprichoso!

Y así, hay muchísimas historias más que realmente nos ponen a pensar si la fama vale la pena. Porque si esta te convierte en una persona desconsiderada y grosera, ten por seguro que no lo vale.

AA.

Gracias por visitarnos 🙂

Te invito a SUSCRIBIRTE En nuestro canal de YouTube HAZ CLIC AQUÍ Recuerda que cada día compartimos nuevas cosas, no te pierdas nada.

Y si nunca comentas, solo regálanos un Hola 🙂 y sabremos que nos lees. Además si te gustó lo que viste COMPÁRTELO…