¿Conoces a la mujer que construye centros de salud en el corazón de áfrica? Sin duda alguna está arquitecto se ha ganada el cariño del mundo.

Tiene una bonita labor que nos hace sentir felices y con esperanzas de los más necesitados. Conoce su historia.¿Quieres saber de qué se trata? Mira hasta el final…

Arquitecta de la esperanza: la jujeña que levanta hospitales en el corazón de África

Imagen de clarin.com

Trabaja construyendo centros de salud para Médicos Sin Frontera en zonas destruidas por la guerra o bien por la ira de la naturaleza, como terremotos y también inundaciones. Lugares extremos.

Natural de Jujuy y de profesión Arquitecto, Agustina narra su vida desde la frontera de la civilización Desde el caos.

La dedicación a su trabajo es total. A los treinta y tres años sabe que su vocación es el servicio a el resto, salvando la existencia de los otros… pese a que lo propio es la construcción y no la medicina.

En Bangladesh, se hace cargo de darle servicios básicos y salas sanitarias a los seiscientos alejados Rohingya, que escapan de la matanza y la crisis humanitaria en la vecina Myanmar.

«Edificamos un centro de tratamiento para difteria con madera de bambú y asimismo salas de observaciones para los enfermos. Vamos armando las estructuras mientras que los médicos la van utilizando.

En ocasiones tardamos un día en levantar todo, otras veces un mes», cuenta Agustina desde el centro de asilados, donde además de esto estuvo al cargo de efectuar todo los trabajos de saneamiento y distribución del agua. «Qué más escasea en estos lugares». añade.

Impresionantemente, no suena agobiada. Se la escucha fresca y segura. Enérgica. Como a alguien que es capaz de sobrevolar la desgracia y verla desde arriba para hallar soluciones donde semeja no haber.

«Las urgencias, como la de Bangladesh, son bastantes duras. Los tiempos corren rapidísimo. En 3 meses tenés que hacer un montón de cosas.

Hay que contestar en tiempo récord y sanear muchas las necesidades.», relata está Arquitecto, que comenzó a trabajar en Médicos Sin Frontera en el dos mil dieciseis.

Vía 

¿Qué opinas de esta historia? Espero tu opinión en los comentarios.

Gracias por visitar la página 🙂 Comparte Con Todos Tus Amigos Y Familiares.