¿Supiste lo que sucedió en un extenso terreno diez y seis años después de que lo utilizaran como botadero de cáscaras de naranja? En Costa Rica, unos ecologistas tuvieron una gran idea. Ayudar al medio ambiente con los desperdicios de una empresa.

Sin embargo, nunca imaginaron que esta idea iba a  tener un giro total e iba a dar como resultado algo que cambiaría al mundo. Quédate con nosotros hasta el final…

Los resultados fueron increíbles…

Los ecologistas Daniel Janzen y Winnie Hallwachs, propusieron a una empresa de jugos, que les otorgara los derechos de cáscara de naranja y los de pulpa, además de un pequeño terreno para poder verterlos ahí.

En el año mil novecientos noventa y siete dio comienzo este proyecto, siendo el terreno, un espacio deforestado y limpio.

Al año ya se habían depositado más de doce mil toneladas de cáscara y pulpa de naranja. El terreno fue abandonado cuando se llenó por más de diez años, donde solamente dejaron un cartel para poder localizarlo.

Cuando los ecologistas decidieron regresar al terreno no daban con el cartel, el panorama había cambiado por completo, ya habían pasado diez y seis años desde la última vez que habían ido.

Después de buscar durante horas, se sorprendieron al darse cuenta de que siempre habían estado allí. ¡Simplemente no habían reconocido el lugar!

Comparado con el terreno de al lado, la comparación era “como el día y la noche”. “Cuesta trabajo creer que la única diferencia entre las dos zonas era un montón de cáscaras de naranja”

El terreno era totalmente otra cosa, se había convertido en un lugar de vegetación increíble con un suelo sanísimo.

“La vegetación en el lugar era increíble, podría observarse un suelo más sano, árboles enormes y fuertes, además de diferentes especies y todo gracias a los desechos que todo mundo pensaba no servía de nada, los resultados eran para no creerse”, dice Janzen.

Se descubrió que esta era una increíble forma de combatir el calentamiento global. Por lo general, la mayoría de los países arroja los desechos de naranja en vertederos, pero si se siguiera el ejemplo anterior, podríamos ayudar al mundo de manera muy significativa.

Utilizar de manera correcta los desechos de esta fruta, podría ser una gran iniciativa para salvar el medio ambiente.

Vía

¿Qué opinas de esta historia? Espero tu opinión en los comentarios.

Gracias por visitar la página 🙂 Comparte Con Todos Tus Amigos Y Familiares.